Algunas novedades musicales con las que ir terminando la semana

Albert Hammond Jr – Far Away Truths Otra píldora del cuarto disco en solitario del guitarrista de The Strokes, el americano Albert Hammond Jr,...

Las camisetas de algodón orgánico consumen más agua que las convencionales

mailto  facebook  twitter  google+

Pixabay

Everything you’ve heard about cotton is wrong. Así de contundente se ha mostrado en un artículo la revista Quartz recogiendo los argumentos emitidos durante el seminario organizado por Cotton Incorporate, según los cuales, las variedades de algodón convencionales tienen un rendimiento más alto, y una sola planta produce más fibras que su equivalente ecológico, que es aquel que no proviene de plantas transgénicas. Como resultado de esta diferencia, se han de cultivar más tierras para producir la misma cantidad de tejido.

En concreto, de acuerdo con Cotton Inc, las plantas convencionales necesitan unos 1097,77 litros de agua para producir una camiseta, mientras que si esta es de algodón orgánico, se requerirán 2271,25 litros, más del doble. Eso sí, señala el texto que, según la tierra recupera su equilibrio natural, esa cantidad disminuye progresivamente y se estabiliza. Por otro lado, fuentes de la industria algodonera ecológica desmienten la teoría de Cotton Inc, alegando que este tipo de cultivos consume hasta un 71% menos de agua.

Desaforado uso de insecticidas

Por otro lado, el algodón convencional usa el 25% de los insecticidas agrícolas del mundo. Y se calcula que el algodón transgénico ocupa casi el 70% de la superficie algodonera actual de la tierra. Esta producción conlleva la contaminación del agua subterránea con herbicidas y productos como el glifosato, químico utilizado por Monsanto que ha sido denunciado repetidas veces como posible cancerígeno.

 

Paloma F. Fidalgo

Periodista especializada en cultura.

Sí, a tu madre le gusta el sexo

mailto  facebook  twitter  google+

La última campaña de Pornhub para madres
Imagen: Pornhub/YouTube

Tenemos que confesar algo inconfesable. Nos encanta Pornhub. Ojo, no hablamos de la página, que eso quedará para nuestros biógrafos (o nuestros abogados). Nos referimos a sus campañas. Siempre imaginativas, divertidas, distintas y rompedoras.

Sexo con gusto y humor

Lejos de lo que se puede esperar de una página porno, huyen de lo soez y procaz. Tienen el producto de más demanda en Internet, pero evitan hacerlo específico. En una palabra, se lo trabajan. En sus campañas jamás se ve nada directamente relacionado con el sexo. Siendo uno de los elementos humanos más dados a la imaginación y el decir sin mostrar, lo explotan a conciencia. Con gusto y humor.

Y además, lo hacen de modo transversal. Es decir, saben que el público del sexo puede ser cualquiera. Hasta esas personas que jamás asociaríamos con ese tipo de actitudes y consumo. En este caso, tu madre.

El regalo de Pornhub

Ya sabemos que relacionar sexo con tu madre a mucha gente le produce escalofríos. Pero en Pornhub te proponen un regalos distintos para el Día de la Madre. En Estados Unidos, este día se celebró el pasado 14 de mayo. Y los chicos de la página propusieron regalar a las madres una tarjeta muy especial.

En lugar de los mensajes edulcorados habituales, la tarjeta se transformaba en unas gafas de realidad virtual. Y junto a las gafas, en Pornhub habían preparado una serie de contenidos especialmente pensado para madres. La tarjeta podía solicitarse vía web y personalizarse con un mensaje.

Luego ellas solo tenían que acceder a esos enlaces con sus móviles, introducir (con perdón) el dispositivo en las gafas de realidad virtual y disfrutar. Nunca mejor dicho.

El vídeo de presentación de la acción no puede ser más sugerente. Ofreciendo una perspectiva de las madres que pocos reconocen. Pero que sin duda realmente existe.

 

Hugo Gañán

Periodista, publicitario. Inquieto. Más en Twitter: @hugoganan

Hace 50 años empezó todo. Hace 50 años terminó todo

mailto  facebook  twitter  google+

Portada de Sgt. Peppers Lonely Hearts Club Band
Imagen: Peter Blake

Hace 50 años se terminó el rock. Y el pop. Y la música de fusión y la electrónica. Cualquier tipo de música de esa que consideramos popular. Hace exactamente 50 años salió a la venta Sgt. Peppers Lonely Hearts Club Band, Sgt. Peppers para los amigos, y ahí acabó todo. Desde entonces, la música es una mera repetición de aquella fórmula. Con distintos tonos, instrumentos, técnicas y cadencias. Pero no hay nota en los discos de los últimos 50 años que no puedan encontrarse en Sgt. Peppers.

Mejor disco de la Historia

Hasta qué punto eran conscientes Los Beatles de lo que iba a significar su obra mientras la grababan en 1967 es una incógnita. Lo que significa 50 años después está fuera de toda duda. Nombrado mejor álbum de la Historia en cada lista que se elabora, el octavo trabajo de los cuatro de Liverpool es una joya de esas que el género humano produce de cuando en cuando.

Los Beatles ya eran el grupo de más éxito en el mundo. Y ya habían iniciado la senda de la experimentación, abandonando el rock y el R&B por un sonido más ecléctico e inclasificable. Un tanto cansados de ser perseguidos por hordas de fans, cuenta la leyenda, es decir, cuenta Paul McCartney, que a Paul McCartney se le ocurrió hacer desaparecer a la banda bajo un nombre falso e identidades inventadas. Para ese trabajo serían la Banda de los Corazones Solitarios del Sargento Pimienta. De la adjudicación de personalidades solo se conserva la que le correspondía a Ringo Starr, Billy Shears.

Un día en la vida

El intento de disco conceptual se quedó en dos canciones. Tres si contamos Lucy in The Sky With Diamonds. Cuatro si sumamos el reprise de la canción que abre el disco. Pero lo cierto es que el resto del grupo enseguida abandonó el entusiasmo inicial de Paul y se dedicaron a poner lo mejor de cada uno en los surcos. El insólito misticismo hindú de Harrison en Within You Without You, la voz clave de Starr en With a Little Help y John Lennon. Lennon brilló a la altura de mito durante toda la grabación. La citada Lucy, Being for the Benefit of Mr Kite! que sacó del poster de un circo y, por fin, la mejor canción de la Historia en el mejor disco de la Historia.

Esa mezcla extraña y perfecta entre la personalidad reflexiva y observadora de Lennon y el análisis social y cañí de McCartney. Este tema que empieza de la nada, como quien lee un periódico en la mañana y acaba en los confines del Universo y del ser humano. A day in the life. Una canción por la que han pasado 50 años y ni un solo día.

Hugo Gañán

Periodista, publicitario. Inquieto. Más en Twitter: @hugoganan

Los falsos progresistas y los peores amigos de los negros

mailto  facebook  twitter  google+

 

Déjame salir es el debut en la dirección del actor y cómico Jordan Peele, y una de las películas más interesantes de entre las que nos han llegado de Hollywood este año. Una cinta híbrida en su género, que reta los límites del thriller, la comedia y el terror, en la que Chris (Daniel Kaluuya), que es negro, accede a conocer a los padres de su novia, Rose (Allison Williams) pasando con la familia un fin de semana, a pesar de los prejuicios y reservas de sus amigos acerca de la idea de que se meta en una casa de blancos.

Los suegros, Dean (Bradley Whitford) y Missy (Catherine Keener), parecen recién salidos de una película de Woody Allen, solo que viven en mitad del campo (ojo al dato) en lugar de en el bullicio de Nueva York. Se declaran votantes de Obama, tiene dinero, ideas progresistas… Pero pronto irán sucediendo cosas extrañas en su casa. Cosas aparentemente cotidianas pero que dotan a la cinta de su toque fantástico, un toque que envuelve, en definitiva, una crítica social, una metáfora del falso apoyo de ciertos sectores progresistas blancos a los negros, justo ahora que Estados Unidos, país de donde procede este título, se está sacudiendo con altercados raciales.

Una hipérbole del racismo

Una combinación de realidades reconocibles y otras fabuladas, hiperbólicas pero comprensibles y extrapolables a terrenos más conocidos. Un trabajo irónico sobre la actitud y miedos de los negros sobre su relación con los blancos, sobre el lenguaje y las posiciones impostadas de ciertos blancos respecto a los negros. Un trabajo que, además, cuenta con una excelente estética, hiperrealista, que solo con reencuadrar ya alimenta el ambiente asfixiante que vive el protagonista. Una crítica hacia esos blancos que son falsos aliados de los negros.

Conjuga dentro de un mismo estadio una realidad reconocible pero en la que acontecen hechos que entran dentro del fantástico, sobre todo porque la película asume las formas de la fábula para, a partir de lo expresado en las imágenes, entregar esa mirada crítica hacia unos aliados de los negros que devienen, al final, en sus peores enemigos.

Paloma F. Fidalgo

Periodista especializada en cultura.

China abre la mayor planta solar flotante

mailto  facebook  twitter  google+

Plant solar flotante en China
Foto: Sunpower

Hay que entenderlo. Son cosas de nuevo rico. Del que llega a una posición acomodada y cree que tiene que demostrarlo. Que todo el mundo sepa lo fuerte que es. La capacidad que tiene. Todo más grande, más alto, más rápido. Y a publicitarlo bien. Aunque en este caso, la verdad es que nos gusta. Nos parece genial que China haya construido la mayor planta solar flotante del mundo.

Una planta solar sobre el agua

Es otro logro en la línea de liderazgo en renovables del gigante asiático. Su capacidad de producción energética limpia no para de crecer. Está claro que no solo han visto que algo han de hacer con su hasta ahora galopante contaminación: también han percibido que el desarrollo de energías alternativas es el futuro. Y lo están convirtiendo en presente.

La nueva planta solar flotante se ubica en la localidad de Huainan, de la provincia de Anhui y será capaz de producir 40 megavatios de electricidad cuando esté a pleno rendimiento. Curiosamente, la planta se ha instalado en lo que antiguamente era una mina de carbón que se anegó tras de dejar de utilizarse.

Una opción más fresca

Las plantas solares flotantes son el siguiente paso de la instalación de centrales renovables. El guión creado con las granjas eólica en alta mar se está repitiendo con estas infraestructuras. Como en el caso del viento, la ubicación de estas planta en el agua presenta importantes ventajas.

La primera es que no significa sacrificar tierras que podrían dedicarse a la agricultura. O peor, expropiar tierras a propietarios, impedir desarrollos urbanísticos, o amenazar hábitats naturales.

Al mismo tiempo, permite ubicar las estaciones en zonas de alta densidad de población, que suelen estar cerca del mar. Además, el aire fresco de la superficie del agua ayuda a refrigerar las células solares, de modo que se evita la rotura o deformación. Todo ello constituye un sistema que optimiza la producción de energía y la hace más eficaz.

Hugo Gañán

Periodista, publicitario. Inquieto. Más en Twitter: @hugoganan

Ver últimas noticias