One Planet. Una nueva cumbre para salvar el planeta

Una nueva cumbre sobre el clima. Una nueva reunión de las personalidades y gobernantes más destacados del mundo. Una nueva serie de largos y...

Diez libros prohibidos que posiblemente tengas en casa

mailto  facebook  twitter  google+

Libros Prohibidos
Fahrenheit 451-Universal

En 1966 el Papa Pablo VI suprimió la Lista Oficial de Libros Prohibidos por la Iglesia, que venía publicandose desde 1551 a petición del Concilio de Trento. Ese Índice de Libros Prohibidos —Index librorum prohibitorum, en latin— marcaba los títulos perniciosos para la fe y de paso fijaba las normas por las que un libro debía ser considerado como tal por los censores.

Dominio Público
Dominio Público

La manía de quemar libros

Lo de quemar libros también se le ocurrió a algunas autoridades civiles, como a Hitler en la Alemania nazi de 1933, cuando el 10 de mayo de ese año organizó una hoguera de autores judíos. Por desgracia, como sabemos, no sólo quemó los libros.

Sorprendentemente, en pleno Siglo XXI y cuando internet hace prácticamente imposible impedir el acceso a casi cualquier contenido, aún quedan listas de libros prohibidos por el mundo, supuestamente civilizado.

Libros prohibidos según dónde vivas

Esta es la lista de los libros que no quieren que leas y que, probablemente, lo hayas hecho ya salvo que vivas en el país que aparece entre paréntesis.

  1. Alicia en el País de las Maravillas (China)
  2. American Psycho (Queensland, Australia)
  3. Área de oscuridad ( India)
  4. Rebelión en la granja (Unión Soviética (1945), Kenia (1991), Emiratos Árabes (2002), Cuba, Corea del Norte, China)
  5. Un mundo feliz (Irlanda y Australia)
  6. Las aventuras de Tom Sawyer (Bibliotecas en EEUU)
  7. Trópico de cáncer (EEUU)
  8. Los versos satánicos (Bangladesh, Kenia, Tailandia, Tanzania, Indonesia, Singapur, Venezuela, Sudán, Sudráfrica, India, Sri Lanka)
  9. Lolita (Inglaterra, Francia y Sudráfrica)

Y el décimo es la bomba

Pero sin duda, la madre de todas las prohibiciones, se refiere a la prohibición de leer
Fahrenheit 451 Prohibida en institutos en California, Florida y Texas, esta última en vigor desde 2006. Queda prohibido leer un libro que habla de un mundo en el que está prohibido leer libros.

Afortunadamente, como en la novela de Ray Bradbury, la resistencia existe y se agrupa por el Derecho a Leer.

Además con interent sin fronteras, puedes leerla en eBook y simplemente, escucharla en el audiolibro versión en inglés (narrada por el propio Ray Bradbury).

Fuente: lovereading.co.uk

 

 

Alejandro Jiménez

Redactor e investigador, ratón de biblioteca y observador activo de la realidad. Creo que el mundo cambia según se cuenten las cosas.

Un paseo por Londres con Virginia Woolf

mailto  facebook  twitter  google+

Imagen: La línea del horizonte

Paseos por Londres, de Virginia Woolf, editado en España por La línea del horizonte, es una guía londinense que reúne varias crónicas sobre la capital británica que la autora inglesa escribió para una revista de su época, y tres relatos que ambientó en ella, todo ello aderezado, además, con ilustraciones y fotografías.

La Catedral de St. Paul, la Abadía de Westminster, el muelle, el Parlamento o las casas donde vivieron escritores como Dickens o Keats son algunos de los rincones por donde nos pasea la autora de Las olas, en lo que constituye una visión impresionista de Londres, un fresco de escenas cotidianas, detallistas, con su prosa poética y un humor british, que ironiza contra la aristocracia y refuerza el compromiso con el librepensamiento de la autora.

Impresionismo sin realismo

Woolf no se estrenó  con este título en la literatura de viaje, tenía la costumbre de escribir novelas y crónicas de las ciudades que visitaba, incluidas algunas de España, y reunió buena parte de esos textos en Viajes y viajeros. Además, con el Londres postvictoriano de su época entabló una relación que fue más allá de limitarse a su lugar de residencia, le dio la categoría de personaje en algunas de sus ficciones, como Mrs. Dalloway un recurso literario que también detectamos en Manhattan Transfer, de Dos Passos, danto protagonismo a Manhattan, o en el Ulises de Joyce, haciendo Dublín un personaje más.

Woolf también evocaría la población costera de St. Ives, en Cornwall en Al faro. Allí veraneaba de niña, con su familia, con sus hermanos, que la apodaban “la Cabra”, posiblemente porque ya en la infancia comenzó a manifestarse su trastorno bipolar, aunque también su inteligencia y su corrosivo sentido del humor. Más allá de parajes geográficos, toda la literatura de Woolf estuvo muy conectada e influida por su vida personal, incluso por sus depresiones, por la que alguien la definió como un ‘pez triste en una pecera’. Como muchos otros miembros del llamado Grupo Bloomsbury, al que perteneció junto con su marido, y como dejó claro en su incendiario artículo Modern Fiction, que publicó en The Times en 1919 quería cargar contra el realismo que entonces dominaba la narrativa, reflejar la realidad para descifrar, a partir de ella, los pensamientos y las preocupaciones que acechaban al hombre de su época. Quería, también experimentar con la forma, desestructurando el estilo clásico en formatos nuevos, cosa que bordó con Las olas.

Paloma F. Fidalgo

Periodista especializada en cultura. Escríbeme a palomafidalgo@hotmail.com

Cambiar el azúcar por miel para repostería

mailto  facebook  twitter  google+

Un breve, pero conciso y preciso consejo para nuestros amigos de Leequid. Si quieres cambiar el azúcar por miel, la regla es la siguiente:

Primero, el azúcar en las recetas suele estar sobredosificado, con lo que bastaría con echar 2/3 partes de lo que diga la receta.

Luego al poner miel estaremos poniendo también un 20% de líquido que tendremos que quitar de otro ingrediente líquido para no licuar demasiado la mezcla.

Para un caso práctico de un pastel donde tengamos 300 gramos de azúcar:

  1. Pon 200 gramos de miel.
  2. Quita 40 ml de líquido de leche o de cualquier otro líquido que tengas en tu receta.

El sabor no es exactamente lo mismo, pero tu salud te lo agradecerá.

Redacción

Equipo de redacción de Leequid. Noticias frescas para hidratar la mente desde 2016.

El proyecto casi perfecto para llevar agua a las zonas necesitadas

mailto  facebook  twitter  google+

Dispositivo WaterSeer
Foto: WaterSeer

Seguro que si eres seguidor de Leequid a estas alturas sabrás lo que nos preocupa el agua. No solo por el nombre. Sobre todo porque somos conscientes de que el agua, su gestión sostenible y su distribución a todos aquellos que carecen de ella son esenciales para nuestro futuro. Por eso, proyectos de ingeniería como WaterSeer nos encantan.

Por condensación

WaterSeer es un dispositivo que aprovecha algo invisible. La humedad ambiental, que está presente incluso en los paisajes que parecen más áridos. Se trata de un molino que atrapa las partículas de agua en suspensión y las condensa para obtener agua líquida. Y todo sin emplear productos químicos y, lo más sorprendente, energía. Para mover el molino basta la fuerza del viento.

El aparato se clava unos dos metros en el suelo. La parte superior es la que captura el agua. Una vez condensada baja hasta un depósito que está bajo tierra. De este modo, el agua se mantiene limpia y fresca. Para extraerla basta activar una bomba.

37 litros de agua

En condiciones optimas, cada dispositivo puede llegar a condensar y almacenar 37 litros de agua limpia y sin contaminantes. De esta manera, solo unos pocos dispositivos permitirían que comunidades enteras tuvieran un acceso regular a una fuente de agua no contaminada, mejorando ostensiblemente sus condiciones de vida.

Un único inconveniente de WaterSeer

WaterSeer ha sido desarrollado por VICI-Labs, en colaboración con la Universidad de Berkeley y la National Peace Corps Association. En la actualidad el proyecto se encuentra en fase de financiación a través de una plataforma de crowdfunding.

Sin duda parece un proyecto que lo tiene todo. Es capaz de obtener agua limpia y sin contaminar. No supone ningún impacto medioambiental para las zonas en las que se ubique y no consume energía. Su gran hándicap es el precio. 140 euros por dispositivo parece una cantidad muy elevada, sobre todo teniendo en cuenta la renta per cápita de las zonas donde sería más necesario. Uno de los objetivos del plan de micromecenazgo es reducir asumir parte de este elevado coste.

 

 

Hugo Gañán

Periodista, publicitario. Inquieto. Más en Twitter: @hugoganan

Por qué es tan importante el acuerdo de protección del Mar de Ross

mailto  facebook  twitter  google+

La mayor área marina protegida del mundo va a estar en la Antártida, en el Mar de Ross. Así lo acordó la semana pasada, durante la reunión anual de la Comisión para la Conservación de los Recursos Marinos Vivientes de la Antártida (CCAMLR, por sus siglas en inglés), en Hobart, un grupo de veinticuatro países, incuidos Rusia, China, miembros de la Unión Europea y Estados Unidos. Estos últimos, junto con Nueva Zelanda, impulsaron la propuesta.

Es un histórico acuerdo cuya creación entrará en vigor a finales del próximo año. Incluye un área de 1,12 kilómetros cuadrados de la Antártida, es decir el 72 por ciento de su superficie, y tendrá una superficie de 1,6 millones de kilómetros cuadrados, que estará protegida los próximos 35 años, en ella no se permitirán actividades pesqueras. Los barcos rusos, pescadores habituales en esa zona, ya no podrán hacerlo, y de ahí uno de los motivos para que, inicialmente, Rusia se opusiera al acuerdo, e hicieran falta negociaciones de dos semanas. Este hito en la protección del medioambiente se. Deutsche Welle habló con Mike Walker, director de proyectos de la Alianza Oceánica de la Antártida, con sede en Hobart.

El Mar de Ross es uno de las reservas marinas más importantes del planeta, habitan en ella un tercio de los pingüinos Adélie del planeta, un cuarto de la población de los pingüinos emperador, además de petreles antárticos, focas Wedell, merluzas negras y una especie única de orca, entre otras especies.

Descubierta en 1841 por James Clark Ross, está situada al sur de Nueva Zelanda, entre el océano glacial Antártido y la Antártida

Las numerosas corrientes aéreas y oceánicas de la Antártida, y sus extensas plataformas de hielo, son el hogar de un rico ecosistema de gran biodiversidad que confiere a la región una importancia mundial.

El descubrimiento de la Antártida por parte de Europa, y su posterior exploración desde el siglo XIX, ha permitido el estudio científico de esta región. Pero también ha significado la caza no reglamentada de focas y ballenas, pesca excesiva del krill antártico, actividad militar y hasta reivindicaciones de soberanía sobre el territorio.

El Tratado Antártico fue la base de una cooperación internacional sin precedentes en 1959, cuando doce naciones acordaron que el área al sur del paralelo 60 fuera una reserva científica destinada a la conservación y al estudio de sus ecosistemas marinos. Desde ese momento se prohibieron las actividades militares y la explotación, salvo la de los recursos marinos.

Una organización por el respeto a la Antártida

La Comisión para la Conservación de los Recursos Vivos Marinos Antárticos (CCAMLR), una organización intergubernamental de 25 miembros que incluye a la UE y a ocho de sus Estados miembros, que ahora ha proclamado la reserva marina de la Antártida, se estableció en 1982. Es responsable de la conservación y uso racional de los recursos vivos marinos antárticos.

Con la investigación científica como base, la CCAMLR aplica extensas medidas de conservación para la protección de los ecosistemas marinos y para una gestión sostenible del sector pesquero. Estas medidas forman parte de un convenio que se elaboró en respuesta a las constataciones científicas sobre los efectos de la sobrepesca en los años 60 y 70, así como por el auge del interés comercial del krill antártico, una especie clave del ecosistema de la Antártida.

El sector pesquero antártico se ha gestionado, hasta ahora, respetando el ecosistema y haciendo hincapié en la sostenibilidad, y también el establecimiento de las áreas marinas protegidas (AMP), que persiguen un doble objetivo: la conservación de la naturaleza y la gestión del sector pesquero. Sobre la base de una propuesta de la UE, la CCAMLR logró crear en 2009 la primera AMP de la zona en la plataforma sur de las Islas Orcadas del Sur. Las AMP también son importantes para entender el panorama ecológico más amplio, como la repercusión de la pesca y los efectos del cambio climático.

La Antártida oriental contiene algunos de los más diversos ecosistemas de la tierra. Posee tanto regiones de océano abierto como un variado fondo marino que proporciona un hábitat a mamíferos marinos, tales como los pingüinos y las aves marinas, así como zonas de desove y cría para las especies clave de peces.

 

 

Paloma F. Fidalgo

Periodista especializada en cultura. Escríbeme a palomafidalgo@hotmail.com

Ver últimas noticias